jueves, 25 de junio de 2015

Dolmen de Alberite




Cerca de la localidad de Villamartín se encuentra la necrópolis megalítica de Alberite. Fue descubierto en 1993 y es uno de los más antiguos de la Península Ibérica, pues tiene unos 6.000 años. Producto de una sociedad de economía agropecuaria neolítica que vivió en la zona en el tránsito del V al IV milenio a. C.





El monumento de Alberite I está formado por una galería cubierta de más de 20 m. de longitud, segmentada mediante jambas y con una gran entrada. Muchas de estas piedras que formaban las paredes de la galería conservan parte de su decoración inicial, como las pinturas realizadas con ocre (óxidos de hierro y cinabrio) y los grabados representando soles, armas, antropomorfos, cazoletas, etc.

En el interior del enterramiento se hallaron dos inhumaciones, cuyos huesos habían sido previamente descarnados y espolvoreados de ocre. Del ritual funerario se sabe que realizaron varios fuegos tanto en el interior como exterior del dolmen.

La tumba estaba cubierta con un montículo de tierra y piedras de unos 50 m de diámetro cuya finalidad, además de servir de sostén y protección del monumento, era la de realzarlo.















Desde el exterior del monumento se consiguen buenas vistas a los Llanos de Villamartin, los cerros Pajarete y Verdugo, el pueblo gaditano de Bornos.


Castillo de Matrera en el Cerro Pajarete.

Sierra del Pinar de Grazalema.

Cerro Verdugo.

Bornos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario